Datos importantes en el mantenimiento de las piscinas de Barcelona

El agua tiene la maravillosa propiedad de disolver y mezclar una gran cantidad de elementos y sustancias… pero esta capacidad en las piscinas impone la obligación de vigilarla de cerca para que ningún producto cause daño a las personas ni a las propias estructuras… En este artículo veremos cómo hacer el mantenimiento de las piscinas de Barcelona.

La desinfección es el mantenimiento de la piscina más importante, pero también hay otros aspectos que debes tener en cuenta. Para ello se utilizan diversos agentes de control y tratamientos, en primer lugar, hay que saber cuánta agua hay en la piscina. También te recomendaremos una serie de actividades que puedes realizar para mantener el agua de la piscina en perfectas condiciones. Por lo que los criterios que debes tener en cuenta a la hora de elegir un producto para el mantenimiento de las piscinas de Barcelona son: el volumen de agua de la piscina y qué aspecto del agua quieres tratar y/o mantener.

Los diferentes tratamientos empleados en el mantenimiento de piscinas de Barcelona

Ajustar el pH es fundamental en las piscinas. El pH es una medida de acidez, en una escala de 0 a 14. Los valores inferiores a 7 indican acidez, mientras que los valores superiores a 8 indican alcalinidad. Para un pH adecuado para una piscina, se debe mantener entre 7 y 7,8. Para evaluar el indicador de pH, utilizamos un analizador de agua. Si los resultados que nos ha proporcionado no son correctos, debemos usar un reductor de pH o usar otro producto, siguiendo las instrucciones del producto.

Por otro lado, en el mantenimiento de piscinas de Barcelona es muy común emplear productos de limpieza, estos productos se agregan al agua de la piscina durante el invierno y prolongan su vida útil, lo que le evita tener que reemplazar o reponer. Los momentos ideales para limpiar las superficies descubiertas son cuando la piscina está vacía o el nivel del agua es bajo. Para ello, recomendamos usar agentes desincrustantes y abrillantadores para piezas metálicas. Las tuberías de agua se pueden limpiar con un desengrasante.

Finalmente, estos tratamientos no se pueden tomar a la ligera, ya que se debe de conocer cuando hacerlos. A diario se debe analizar el pH del agua y añadir el producto necesario para mantener el pH entre 7,2 y 7,6. Lo mismo pasa con el análisis del nivel de cloro ( llamado cloro residual libre) y por ello se debe ajustarlo al nivel deseado. Y, en cambio, hay tratamientos para el mantenimiento de piscinas de Barcelona que se deben de hacer semanalmente, como la limpieza del fondo y de las propias paredes de la piscina.

Leave A Comment

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?