Antes que empiece el verano, ya se comienza a planear lo que hay que hacer para disfrutarla al máximo, uno de ellos puede ser el momento idóneo para la construcción de piscinas.

En este artículo se mostrarán los fundamentales consejos y recomendaciones que se deberían tener en cuenta. Para empezar, es importante de allanarse del diseño, pero a la vez también valorar otros puntos sumamente acentuados.

¿Cuáles son aquellos consejos y recomendaciones para la obra de albercas?

En primer lugar, es la ubicación, es decir en el momento de elegir el emplazamiento adecuado, se tiene que tener claro el sitio donde se encontrará la piscina. Para ello es recomendable que este localizado en haya intimidad y se pueda estar tranquilo, a distancia de los desconocidos. Normalmente se ubica en la parte trasera de la casa o del jardín. Es importante tener en cuenta la ubicación del sol la mayor parte del día, para así conservar el agua con una correcta temperatura para disfrutar del baño, pero se tiene que llevar al cabo la temperatura media, si se supera los 35 ºC se tendrá que evaluar la alternativa de construirla en un ámbito de sombra o solo cuando el sol cae por la mañana, de lo contrario es que este en todo el sol. También ha de haber fácil acceso a la hora de la construcción de piscinas, en otras palabras, que se tolere la entrada de maquina que se realicé la obra, si no se tendrá un contratiempo.

Luego se tiene que investigar el territorio, si esta disponible para la construcción de piscinas o no. El piso tiene que ser firme, estable y sobre todo que sea completamente horizontal, para así no tener problemas en el futuro. Asimismo, ha de contener un huevo para las labores de limpieza con conveniencia, teniendo en cuenta a la vez el espacio de seguridad entre la construcción y la casa.

Si una de las casas tiene la apariencia de árboles son un obstáculo por la caída de las hojas y más residuos que ocasionan la suciedad en el agua y las raíces pueden afectar a la estructura de la piscina ocasionando grietas en las paredes.

Otro punto es tener información sobre la normativa municipal y permisos necesarios. Cada municipio distribuye su propia normativa en materia de construcción de piscinas o auxiliares. La normativa habla sobre la envergadura de la separación de los muros de la calle y de los vecinos, se ha tener los permisos necesarios para la construcción, si es imprescindible o no dirección facultativa y/o asume técnico, porcentajes a pagar al ayuntamiento en función del presupuesto, si se precisa fianza o no.

Por otro lado, no solo es de los criterios estéticos que priorizan a la hora de diseñar la piscina sino también en la forma y el tamaño. Ya que hay piscinas como las curvas, que se estima un espacio mayor, lo que no se aconsejan en parcelas de estrechas dimensiones. Si no es el caso, es mejor escoger una piscina rectangular, para así aprovechar más el sitio.

Respecto al tamaño, ha de estar condicionado por el jardín que se tenga. En el mercado se hallan piscinas de diversas medidas e incluso micro piscinas especialmente dibujadas para parcelas pequeñas.